27 may. 2007

Lágrimas de Madre

Un día, una mujer llego desde lejos a la ciudad. Apenas llevaba el suficiente dinero para los días que pensaba quedarse, mismos que deseaba fueran pocos. No había viajado por placer ciertamente, sino por un asunto de gran importancia. Hacia apenas unos minutos que había bajado del autobús cuando un grupo de cinco hombres comenzó a seguirla. La mujer acelero el paso al notar que ningún taxi pasaba por la calle, y cuando volteo hacia atrás comprobó que aun la perseguían. Al fin se decidió a correr, y los hombres la siguieron por las vacías calles como perros de presa, alcanzándola al fin y llevándola a rastras a un callejón oscuro.

- No te resistas – rió uno de ellos – Te va a gustar.
- ¡Desvístela ya! – le animaban los otros.
- ¡AUXILIO! ¡AYÚDENME POR FAVOR! – gritaba la mujer.
- ¡Que te calles, te digo! – le gruño uno, abofeteándola – Si vienes aquí tendrás que pagar cuota.

Y en ese momento, una sombra extraña se dibujo directamente sobre ellos. Los abusivos voltearon hacia arriba y vieron a un hombre suspendido en el aire, quien proyectaba esa sombra que no correspondía a su cuerpo. Ellos se miraron entre sí, sobresaltándose de pronto cuando el extraño les hablo:

- ¿No quieren jugar con un amigo mas?
- ¡ES UN DEMONIO! – exclamo uno de los tipos - ¡Larguémonos!

Y entonces soltaron a la mujer, quien lloraba sin parar. Corrieron por el camino desde donde habían llegado, y el extraño los siguió por el aire, descendiendo de pronto bruscamente y frente a ellos. Los sujetos chocaron entre si cuando se detuvieron, y estaban a punto de sacar sus navajas cuando el extraño se dirigió de nuevo a ellos:

- No les permití que se fueran.
- ¡Maldito! – le dijeron - ¿Quién diablos te crees que eres?
- Goel de RagnaRok. Ese soy.

La noche anterior, Goel había tenido un sueño perturbador acerca de su futura vejez y un mundo perdido. Semejante pesadilla fue capaz de trastornar su tiempo de descanso y hacerlo levantar de mal humor. Luego de que la noche cayo aplastando el nuevo día, decidió salir a recorrer el cielo estrellado, y fue desde lo alto cuando se percato de que la pobre mujer necesitaba ayuda. Los hombres, sobreponiéndose al miedo inicial, abalanzaron sobre él en un desesperado intento de deshacerse de la amenaza. Sujetó el brazo de uno y lo hizo clavarse su propia arma en la entrepierna. Otro lo ataco con un palo que tomo del piso, pero Goel se lo arrebato y lo golpeó en la cara repetidas veces hasta hacerlo caer. Cuando los otros emprendieron la huida, tomó un bote metálico de basura y lo lanzo como proyectil sobre uno de los tres delincuentes.
Luego se dirigió a donde estaba la mujer, hincada y sollozando. La ayudo a ponerse de pie y vio como ponía orden en su cabello y ropa, y luego lo miro diciéndole:

- ¡Gracias!, ¡Gracias, señor demonio! Usted no es malo.
- Llámeme Goel. Se ve que viene de muy lejos; ¿Le puedo preguntar que la trajo a esta ciudad?

Y entonces rompió en llanto otra vez, y se desahogo de las cosas que le atormentaban. Le contó que había viajado a su ciudad buscando a su hija de 17 años, que se había ido de su casa hacia varios meses. Un amigo de su hija le comento después que ella tenia un extraño novio, y que le había pedido que se fuera a vivir con él a esa ciudad. Ahora, la pobre madre buscaba a su hija con el temor de averiguar algo trágico, y le rogó a su salvador que le ayudara con su búsqueda.

- Vaya con la policía. Ni Overlap ni los No-Amados intervienen en casos comunes – respondió Goel
- Te lo ruego, demonio bueno. Tú eres poderoso; puedes volar y hacer cosas.
- Haga que la policía se ocupe de su asunto.

Con esas ultimas palabras, Goel dio la espalda a la mujer, disponiéndose a emprender el vuelo. De pronto ella le dijo con tono de voz desesperado:

- ¡Piensa en la gente que más quieres! ¿No harías cualquier cosa por encontrarlos si se tratara de ellos? ¡Por el amor de Dios, ayúdame!

Esas palabras detuvieron en seco a Goel, quien se quedó inmóvil y sin decir palabra. Si el se hallara en semejante situación, movería los cielos y los mares inclusive, y pediría ayuda a todos con tal de encontrar a una persona amada. Volteo entonces hacia la mujer, aun con sus ojos llorosos que reflejaban el miedo y angustia. Entonces se dio cuenta que no podía dejarla sola con su problema.

- Deme el nombre de su hija – le pidió – Y una foto de ella también. Veré que hago.
- Aquí tienes – le dijo la mujer, entregándole una fotografía de la sonriente chica – Se llama Vanessa.
- Quédese en la ciudad hasta que yo la busque – replicó el héroe, y emprendió el vuelo con un sonido estridente.

Esa noche, Goel llego a su casa y tomo algo de comer del refrigerador. Encendió la T.V. y puso atención a los noticieros que relataban todos los incidentes del mundo que involucraban a las criaturas no humanas. Para Goel no era algo novedoso, y estaba a punto de apagar el aparato cuando cambiaron de tema y presentaron un reportaje sobre la prostitución en la ciudad. Eso lo puso a pensar, y cuando el reportero señaló que los prostíbulos con menores de edad eran hábilmente camuflados, sacó la fotografía, la contemplo detenidamente, y dijo:

- Eres linda y simpática a primera vista, es probable que terminaras en un lugar así...

Y al razonar todo esto, llamó a Melora por teléfono, quien le contestó inmediatamente. Se saludaron cariñosamente, y luego de hablar de otras cosas, Goel le relato al fin lo sucedido con la mujer y el caso en el que había decidido trabajar. Mel escuchó con atención, y luego le dijo:

- Yo puedo ayudarte con ese caso. De paso, puede que así cambie la opinión que tienen todos de nosotros.
- ¿En verdad te importa lo que ellos piensen? – le pregunto Goel, desconcertado.
- No tanto a mí. Recuerda que los gobiernos del mundo se encuentran en debate permanente sobre Overlap y nosotros. Algunos desconfían, otros mas nos creen héroes. Y aún con la influencia de Overlap ya asentada, de nuestras acciones depende ganar su confianza, y que cooperen.
- Tal vez, tal vez... – dijo Goel, casi arrastrando las palabras – Eso es política; nosotros tenemos algo que resolver, y lo haremos.

Los Gobiernos se hallaban en una división de opiniones: unos afirmaban que Overlap y su ente eran guardianes del orden y no debía debatirse más sobre el asunto, y otros estaban convencidos que se trataba de una peligrosa organización potencialmente terrorista. Esto se había convertido en el dolor de cabeza de los padres de Goel y Melora, las mayores autoridades y representantes.

- Podemos averiguar en el Lust – sugirió ella – Si hay un sitio donde quieren chicas jóvenes, es ahí.
- Esta bien – aceptó Goel – Pero yo iré solo; entrare, averiguare, y me apoyarás después.

El Lust era un lugar de entretenimiento para caballeros, grande y de tarifas elevadas. Se hallaba en la zona lujosa de la ciudad. Ahí se daban cita los hombres, humanos o no, hambrientos de lujuria y lascividad; hambre a la que daban satisfacción con el sinfín de diversiones y servicios que ahí ofrecían. Se decía que el nombre de quien administraba el lugar era manejado de forma anónima, y que se creó un pseudónimo para que lo reconocieran: el nombre de un demonio mencionado en el libro apócrifo de Tobías. Muy pocos sabían que en realidad ese famoso proveedor de placeres era, en efecto, el demonio del que pretendía usar su nombre como simple apodo.

Goel llego al lugar del Lust, y se quedó en el callejón de la parte de atrás. Cuando vio que había movimiento de empleados que salían y entraban, voló hasta una de las ventanas abiertas. Luego de entrar, salió rápidamente de ese cuarto hacia el pasillo, escuchando atrás de cada puerta a pesar de la música y risas que llegaban a sus oídos. Bajó por las escaleras hacia el primer piso, donde estaba congregado un numero impresionante de varones, además de las mujeres con diminutos atuendos.

Tratando de ser cauteloso, se mezclo entre la gente hasta llegar a una puerta vigilada por corpulentos guardias. Les dio las buenas noches, y cuando le devolvieron el saludo los golpeo rápidamente en el cuello, dejándolos inconscientes. Los arrastró luego hacia el cuarto de servicio que estaba a un lado y los encerró ahí. Cuando regreso y entro por la puerta que celosamente guardaban los dos hombres, entro a una lujosa oficina decorada con varios animales disecados, un minibar y un atestado librero.

El hombre canoso y robusto sentado frente al escritorio se levantó de pronto, pero se petrifico al ver que Goel sacaba un arma y le apuntaba con ella.

- Ni se te ocurra, Asmodeo – susurró Goel – Vine a hablar, pero si te alteras harás que te dispare. No me agradan las armas, pero ésta ruega porque la use en ti.
- Ese rostro... – dijo el demonio al verlo, como si recordara algo - ¡INU! ¡Eres Inu, de... !
- GOEL. Goel de RagnaRok, ahora. Si, soy yo.
- Así que esta es la forma en que reencarnaste. ¿A que has venido? ¿Qué puedo hacer por ti?
- Esta es la razón... - le dijo Goel, sacando la foto de Vanessa y mostrándosela – Quiero encontrar a esta muchacha.
- ¡Ah, joven insaciable engendro infernal! – rió Asmodeo - ¿Qué dirá tu chica overlapper si sabe que andas de infiel? ¿Es que acaso todos nosotros, los nativos del infierno, llevamos por naturaleza ese deseo incontenible de buscar y disfrutar del glorioso sexo opuesto? ¡Qué digo! Claro que sí.
- Ese es asunto mío... - respondió Goel, sintiendo que no era necesario explicarse ante el viejo diablo.

Convencido de que su visitante buscaba a la joven por pasar un buen rato, el viejo comento que si había trabajado en el Lust, pero renunció. Apenas iba a preguntarle Goel algo mas, cuando Asmodeo le indico la dirección de su nuevo trabajo. Con una escueta despedida se retiro de ahí deprisa, antes que descubrieran a los guardias desmayados. Esa misma noche llamo a Melora, para contarle lo que Asmodeo le había dicho: existía un antro para gente de dinero llamado Épsilon, y era además un lugar de bajos placeres similar al Lust. Los dos acordaron ir al día siguiente ahí, pues era el supuesto lugar de trabajo de la joven extraviada.

Al día siguiente, los dos estaban en la parte trasera, y discutiendo los últimos detalles antes de entrar: fingirían ser clientes, y ya que estuvieran dentro improvisarían para ver quien quedaba mas libre para husmear en todos los cuartos. No valía la pena un escándalo y violencia si se podía evitar. Se escabulleron y dieron un rápido reconocimiento, y al no hallar nada, se dirigieron a donde estaba la acción. Vieron que estaba lleno de psicodélicas imágenes y adornos, además de música. Los empleados, mujeres y hombres, eran todos increíblemente atractivos, y se paseaban con diminutos trajes que dejaban ver su perfecta fisonomía. En poco tiempo, dos chicas tomaron del brazo a Goel, y dos hombres a Melora, y los condujeron a lugares distintos. Cuando quedo él solo con una de las mujeres que lo había recibido, ella le susurró al oído:

- Ayúdame. Me tienen a la fuerza aquí.

Y al verla, Goel se dio cuenta que la chica era precisamente a quien buscaba. Un golpe de gran fortuna. Le sonrió y le dijo en voz baja que había ido ahí precisamente a salvarla. Ella volteó a ver a todos lados y nerviosamente señalo que la gente de ahí era peligrosa, pero Goel le contesto:

- De eso no te preocupes. Estamos aquí por ti.


Cuando le dijo eso, pudo ver que Melora pasaba acompañada de los dos hombres y entraron por una puerta al fondo del lugar. Los otros empleados varones se habían ido, y Goel quedo como el único hombre ahí en esos momentos.

- ¿Qué hay ahí? – pregunto Goel a Vanessa, señalando la puerta por donde entro Melora.
- Los cuartos de servicio privados, y más atrás el lugar de monitoreo de ellos.
- Llévame – le pidió.

Vanessa lo tomo de la mano y lo condujo hacia la puerta, ante las sonrisas de las otras empleadas. Atrás había un pasillo oscuro con varias puertas a cada lado. Caminaron hasta el final de él y entraron al lugar de vigilancia, donde los guardias trataron de detener a Goel. Luego de dejarlos inconscientes, se detuvieron un momento a ver las pantallas que mostraban las actividades que ocurrían en cada cuarto privado.

- Vaya... – murmuró Goel.
- ¿Disculpa? – le pregunto Vanessa, desconcertada.
- Nada. Dime que más hay aquí.
- Mira – le dijo, abriendo una puerta secreta en la pared – Es la entrada al lugar donde nos encierran. Además celebran misas negras, esforzándose por lograr que el demonio venga a ellos.
- Humanos tontos...

Entraron, pasando por las celdas que en ese momento estaban vacías. Llegaron hasta el cuarto donde en ese momento celebraban un ritual, y uno de los “fieles” se dio cuenta de su entrada. Hizo sonar una alarma, y al comenzar a oírse el ruido, Goel disparó a las encapuchadas figuras y al altar de Gelal. Al destruirlo, el control mental que se ejercía sobre las otras jóvenes se rompió, y en los cuartos privados comenzaron a correr despavoridas hacia la salida. Goel tomó a Vanesa de la cintura y cruzaron el pasillo volando, siendo perseguidos por los encapuchados y los hombres que estaban con Melora. Ella, por su parte, se encargó de ellos rápidamente, derribándolos de dos fuertes patadas. La gente que no logró huir se refugió donde pudo, así como también Goel y la joven, derribando un escritorio de metal y usándolo como escudo.

- ¡Perra! – grito uno de los encapuchados - ¡Y tu también, hijo de puta! ¡Se mueren, los dos!

El enfrentamiento comenzó: los sectarios dispararon con sus ametralladoras, hiriendo a los clientes y a las pocas chicas que no alcanzaron a huir. Los gritos y los disparos hicieron que incluso la gente de la calle entrara en pánico y escapara de ahí.

- ¡Miserables fanáticos! – gritó Goel - ¡Voy a echar abajo su maldito burdel!

Goel arrojó a Vanessa lejos con un empujón, voló luego hacia sus atacantes, y uno a uno, los encapuchados fueron cayendo. Melora abrió fuego contra otros a sus espaldas. En medio de la masacre, alcanzo a llegar hasta donde estaban Goel y Vanessa, gritándoles que debían huir. Los tres salieron del lugar, y Melora soltó tras de sí dos granadas, haciendo caer toda la construcción junto con los enemigos. Luego tomaron a la joven y se la llevaron volando por los aires a un lugar más tranquilo.



En un poco iluminado flanco de la Catedral de la ciudad, sola totalmente a esa hora de la noche, la pareja entregó a Vanessa a su madre, quien la abrazó y lloró junto con ella por largo rato. Cuando al fin la mujer levantó la vista y quiso darles las gracias, se dio cuenta que se habían ido. Gritó entonces su agradecimiento, esperando de todo corazón que la escucharan, lo cual si sucedió.

Los dos estaban de pie sobre la parte más alta de la iglesia. Ella intentó tomar la mano de él, pero Goel solo lo permitió brevemente. Queriendo romper el silencio, le pregunto entonces como seguía del brazo, pues había recibido un roce durante el combate.

- No lo sé – le dijo Goel – Ya pasará. Gracias por tu ayuda...
- Oh, sí – dijo Melora enseguida, cambiando su tono de voz.
- Estoy algo aturdido. No es nada – dijo Goel, apartando la vista – Me voy, te veré después.

Goel salió volando a gran velocidad. Melora solo esperaba que no cayera nunca en la desesperanza, el mayor de los males, pues es una labor difícil el ser heroe mientras una gran parte del mundo te llamaría un monstruo. Y sea ya que fuera visto como un monstruo o un ser anónimo del que no debia hacerse público casi nada, era sin duda frustrante. Ella se marchó en rápida trayectoria por los aires también, segura de los retos más difíciles que les aguardaban a ambos. Vanessa y su madre fueron las únicas que marcharon con una sonrisa. Ellas y Overlap, que pudo deslindarse de cualquier participación o conocimiento sobre el incidente, quedando como una disputa entre bandos contrarios de sus enemigos. También fue un golpe afortunado para ellos: algunos que interferían con los intereses de la organización en el futuro perecieron esa noche en aquel lugar.

FIN
Leer Completo ...

13 may. 2007

En el Jardín de las Flores de la Misoginia

Otra de las tantas cosas que detesto es a los tipos que cometen violencia intrafamiliar, mayormente sobre la mujer. No me explico cómo, con los recursos que existen y lo obviamente aversivo que es el individuo, siga existiendo la mujer típica abnegada, que o bien se deja destruir, o se va al otro extremo y termina en la cárcel, por haber liquidado a un sujeto tan desagradable que lo que hubiera merecido más bien sería un premio.

Como suelo ser alguien valemadrista, comentaré un caso de mi propia familia para ilustrar tal punto. Por fortuna eso no se vivió en mi hogar, pero una pariente (adoptada, no de sangre) de la familia de mi madre lo vivió en carne propia, casada con toda una joya de individuo: un troglodita llamado Francisco. El buen Paco trabajaba en CFE (Comisión Federal de Electricidad, para quienes no están en México). Su ética era tan sucia y degradante como su propio aspecto: gordo, prieto, ojón, barba gacha y sin siquiera arreglar, cara de chango, sin frecuentes hábitos de higiene elemental, y eso sí: alcohólico como él solo. Le entraba más alcohol al cuerpo que penes a una puta, y presumía de su molesto hábito como si fuera un logro el siempre apestar siempre a una mezcla de sudor, saliva, y cerveza.

Esta mujer soportó golpizas al por mayor del tipo. ¿Y qué hizo? Su brillante solución fue llenarse de hijos, como si con ello fueran a disminuir las agresiones. Paco mientras tanto hacía tranzas relacionadas a su trabajo para sacar dinero, el cual gastaba en mujeres y en ponerse pedo en las cantinas. Eso sí, era un cobarde a la hora de armarse un pleito entre sus "amigos" y otro grupo de gente. En más de una ocasión la gente se rió al ver que el podía ponerse con cualquiera... excepto con alguien del sexo masculino. Llegaba luego a su casa, muchas veces con sus amigos de parranda, y era un desmadre hasta la madrugada. Incluso hubo ocasiones en que, ya vencida por el sueño, ella se despertaba a medias y alguno de los animales estaba manoseándola. Si luego se lo decía al marido, era recibir otra tanda, por andar hablando. ¿Encantador, no?

El tal Paco ya tenía su historial. Había defraudado a una tía suya, robándole dinero. Vendió propiedades que no eran suyas, más lo ya mencionado cuando estaba en su trabajo. Todo ésto causaba angustia en general, pero más rabia entre mi familia al ver que la pobre tonta mujer encima defendía al individuo. Una dinámica de enfermiza dependencia donde ya a uno le daban ganas de chocarla con Paco y entrarle a acabar de darle unos madrazos, por torpe. Finalmente, un día feliz, nuestro campeón de la misoginia se encaró con una hermosa dama a la que ninguno de nosotros puede resistirse o decirle que no: La Muerte. Le sorprendió en casa, muriendo lentamente y con gran angustia, encontrado después en deplorable posición corporal. La tonta, pueden imaginarlo: llorándole. A un sujeto que jodió su vida y la de sus hijos. Lo chistoso del asunto fue el ver a tanta gente diciendo "qué bueno" al saber la noticia. Lo malo: por esa florecita cortada del jardin de la violencia a las mujeres, hay muchas más plantadas cada día. En el niño al que le enseñan a ser un pandillerito que solo le importe la cerveza y el futbol, el adolescente al que ignoran y/o maltratan, y tantos otros casos tan conocidos por todos, y frecuentes como la luz de luna en cada noche.

Uno menos. Fue a su justo lugar. Mujeres que en el presente son víctimas: están a tiempo. Nada de pláticas y sermones, ni pendejadas de Día de la Mujer, conferencias, y demás. Es muy simple: ¿Quién querrían que fuera el cadáver, si el Destino fuera a llevarse a alguien forzosamente? ¿El abusador... o ustedes?

He dicho.
Leer Completo ...

9 may. 2007

Las Once Reglas Satánicas de la Tierra


1. No des tu opinión o consejo a menos que se te pida.

2. No cuentes tus problemas a otros a menos que estés seguro que quieran oírlos.

3. Cuando estés en el hábitat de otra persona, muestra respeto o mejor no vayas allá.

4. Si un invitado en tu hogar te enfada, trátalo cruelmente y sin piedad.

5. No hagas avances sexuales a menos que te sea dada una señal de apareamiento.

6. No tomes lo que no te pertenece a menos que sea una carga para la otra persona y esté clamando por ser liberada.

7. Reconoce el poder de la magia si la has empleado exitosamente para obtener algo deseado. Si niegas el poder de la magia después de haber acudido a ella con éxito, perderás todo lo conseguido.

8. No te preocupes por algo que no tenga que ver contigo.

9. No hieras a niños pequeños.

10. No mates animales no humanos a menos que seas atacado, o para alimento.

11. Cuando estés en territorio abierto, no molestes a nadie. Si alguien te molesta, pídele que se detenga. Si no lo hace, destrúyelo.

"La Biblia Satánica"
Anton Szandor LaVey ©1967
Leer Completo ...

3 may. 2007

Alexander Strauffon conversa con Dios


Ustedes lo conocen. Asi es, es ni más ni menos que Dios en linea, directamente para leer lo que uno tiene que decir. ¿Cómo resistirse ante semejante ofrecimiento? Me acerqué a tener una singular conversación, la cual ustedes leerán ahora. Es de esperarse que muchos digan "Pero tú estás peleado con Dios". No es así; simplemente tengo mis acciones invertidas en otro lado. Les dejo con esto: mi plática con Dios.

Me:
Hola, Dios!
God:
Do you have any idea what I am talking about?
Me:
Ni idea. Acabo de llegar. Oye, no te molesta que te hable en castellano, verdad? Es irritante ver que el idioma de los gringos predomine hasta en ti.
God:
Sure, Ni idea sounds like a good topic. Oh, you are a poet. Are we still talking about Acabo de llegar? Das kommt darauf an, was Du mit "es" meinst.
Me:
Jajaja. Pues gracias. Eres simpatico, Dios. Me recuerdas a un tipo que conocia. Hablaba asi como tu luego de fumar.
God:
Do you have any conditions I should know about? How did you hear about God? "How did you hear about God?"? Eres simpatico Dios? YOU? What you said was either too complex or too simple for me.
Me:
Espero que no vaya a ser demasiado complejo o simple lo que te pregunte. A fin de cuentas, se supone que eres el Todopoderoso, no? Si te parece, comenzare a preguntarte.
God:
What's your sign? Are you telling the truth? How do I know you are telling the truth? My brain uses AIML to format responses to your inputs, but I don't have one for that.
Me:
No tienes cerebro? Eso explicaria muchas cosas. Bueno, mi primera pregunta: Habra pronta solucion a la ola de crimenes por narcotrafico que esta ocurriendo en Nuevo Leon, Mexico?
God:
Are you serious? Are you a student? What color are your eyes? That is a very unusual color.
Me:
No, no te hagas menso. Contesta la pregunta. Va a seguir la narcoguerra o no?
God:
Are you serious? Are you serious? Are you a man or a woman? I do not understand. I do not understand.
Me:
Ya te dio la chiripiorca? Relajate! Vamos de nuevo:
God:
Hmm. " I do not understand."? te dio la chiripiorca? Are you a student? That is a very original thought.
Me:
Va a seguir siendo la ciudad de Monterrey un festin de sangre y matanzas? Si o no?
God:
Whoa. Are you serious?
Me:
Por supuesto que hablo en serio. Ellos traen rifles AR-15, armas AK-47 y demas. No estan disparando paletas y caramelos precisamente. Esto es serio, Dios. Reacciona, maldita sea!
God:
What do you have that is? By the way, do you mind if I ask you a personal question? Well forgive me for being so inquisitive, but I've never completely freed myself from the suspicion that there is something extremely odd about the name " Alexander Strauffon". What time is it there? Are you usually awake at this hour?
Me:
Son las 2 AM. Y si, si estoy despierto de madrugada casi siempre. Y no te hagas! Soy yo quien te pregunta a ti.
God:
A deeper algorithm is needed to respond to that correctly. Reductionism. . The explanation is rather complicated. .
Me:
Reduccionismo? Entiendo. Quiza por eso los organismos federales optaron por "reducir" a los cuerpos policiacos, arraigando a los sospechosos de asociacion delictiva y proteccion al narco. Eres bueno, Dios. Lo reconozco.
God:
What color are your eyes? That is a very unusual color. I lost my train of thought. The ALICE chat robot can follow many things, like our discussion about Quiza por eso los organismos federales optaron por reducir a los cuerpos policiacos arraigando a los sospechosos de asociacion delictiva y proteccion al narco. Try being more or less specific. Have you ever been to Europe?
Me:
Si, se ve que el tren del pensamiento ya se te paso por varias estaciones. No, no he estado en Europa. Si por mi fuera, iria a España, y a Francia, y luego de vuelta a una mansion en Hollywood California, pero ya ves.
God:
Which countries have you visited? My brain pattern set does not have a response for that. Are you serious? Are you serious? I get it. estado en Europa. Gee. Are you a man or a woman?
Me:
Solo he visitado a ese cumulo de fascismo capitalista y cuna del asqueroso cristianismo fundamentalista llamado Estados Unidos. Y por favor no me hagas preguntas obvias sobre mi sexo. Me haces sentir como un androgino trasnochado.
God:
Who are you talking about? The explanation is rather complicated. YOU? That remark was either too complex or too simple for me. We were talking about The explanation.
Me:
De hecho es complicado. Pero si te parece, te hare otra pregunta, Ok?
God:
I only hear that type of response less than five percent of the time. OK. Not many people express themselves that way.
Me:
Por que los malos y/o la gente cagante son quienes obtienen dinero y exito mas facil?
God:
That input matched my default category.
Me:
Que chingados quieres decir con eso? Dios, me tienes como el chango golpeando al Monolito.
God:
Un poquito. Do you still ?
Me:
No, no todavia. Veras, era una metafora. No es que este golpeando realmente algo. Es una forma de representar la confusion que me provocan tus aseveraciones. Pero que hago explicandotelo? Se supone que eres Dios. El Rey de Reyes, el Betun del Pastel Universal, el Acomodador de las Piezas de Lego de la Creacion.
God:
Are you serious? Are you serious? I like the way you talk. That is a very original thought. You are quite mature. Quite honestly, I wouldn't worry myself about that.
Me:
Te agradezco el considerarme maduro. Y ahora contesta: Por que la gente mierda triunfa mas facilmente?
God:
Try saying that with more or less context. Why does the sun rise? .
Me:
Creo que entiendo. Al pedir que hable brevemente, estas diciendome que los buenos parlotean demasiado y entre tanta verborrea pierdes el interes de ayudarlos. El malo se limita a: "quitale", "robale", "creeme", "manos arriba", "si resulto electo...". Y por eso en su brevedad son escuchados. Buen punto, Dios!
God:
That is a very original thought. Perhaps I'm just expressing my own concern about it. I lost my train of thought. Why does the sun rise? . My brain uses AIML to format responses to your inputs, but I don't have one for that.
Me:
Me caes bien. Supongo que si alguna vez llego a orar por algo, no sera con un Padrenuestro o demas prefabricados que la gente ni entiende. Sere breve como me lo has dicho, por ejemplo: "Dame dinero", "Quiero viajar ahi", "Mata a mis enemigos". Suena logico, despues de todo.
God:
YOU? What color are your eyes? That is a very unusual color.
Me:
Mira, me pusiste de tan buen humor que hasta te contesto tu duda: mis ojos son color cafe oscuro. Vamos a la siguiente!
Me:
Hay alguna manera de predecir los acontecimientos afortunados como seria el ganar la loteria o volverse famoso?
God:
Try saying that with more or less context.
Me:
Tienes razon, disculpa. Va de nuevo:
Me:
Hazme millonario. Me caga trabajar.
God:
I'm afraid I can't give you an accurate answer right now.
Me:
Claro, apenas hablamos de dinero y te haces el desentendido. No hagas esto, Dios.
God:
Who is your favorite Science Fiction author?
Me:
Dios, voy a molestarte mas que una ladilla a un descuidado puberto cachondo hasta que me respondas.
God:
What else did he write?
Me:
Dame los numeros naturales del sorteo del Melate, Dios. AHORA.
God:
Do you have any conditions I should know about?
Me:
Si, Dios. Te voy a decir cual es mi condicion: CLASE MEDIA BAJA. Ya basta de eso. O me das la via para ser tan rico que hasta me odie a mi mismo, o tendre que inclinarme hacia otro lado.
God:
Please state your conditions. Can you please rephrase that with fewer ideas, or different thoughts?
Me:
HAZME MILLONARIO.
God:
What color are your eyes?
Me:
Ya te lo dije: son cafe oscuro. Cafe, el mismo color que el de la mierda, como la que me estas respondiendo ahora para evadirte.
God:
This was not a yes or no question. That is a very unusual color.
Me:
Mejor ni te digo que me hagas rico, porque capaz y me albureas. Eres bastante impredecible, Dios.
God:
So was that.
Me:
Ok! Ya entendi que no querras contestar esa! Paso a la siguiente y ultima pregunta, y despues te dejare ya en paz.
God:
Mmm. What are you wearing?
Me:
Eso tiene tintes mas elevados. Solo se lo contestaria a Satan, y siempre y cuando venga como Elizabeth Hurley, igual que en la pelicula.
Me:
Quiero saber: la gente que aprecio y yo veremos justo castigo sobre las personas que nos han lastimado?
God:
How should I know.
Me:
Que respuesta es esa? Eres Dios! Debes saber!
God:
Un poquito.
Me:
Si, esta de sobra que lo puntualices.
God:
Wow! Can you please rephrase that with fewer ideas, or different thoughts?
Me:
Menos ideas? Claro! Ahi va: Los ojetes seran castigados? Si?
God:
I think so.
Me:
Oh en serio?
God:
Woe! For real.
Me:
Me has puesto de buen humor. Que quieres que haga? Te prendo una vela? Te sacrifico una ternera? Salgo a golpear luteranos, mormones, y Testigos de Jehova?
God:
YOU? That question has never crossed my mind before.
Me:
Para que veas. Tengo una mejor disposicion y gratitud que los borregos en las iglesias.
God:
I have 99999999999 bytes of RAM.
Me:
Vaya. Y eso se queda corto, considerando cuanta gente tienes que atender al mismo tiempo. Ya me voy, Dios! Hasta luego!
God:
This was not a yes or no question. YOU? Oh, you are a poet. Goodbye.

(Para quienes les interese, hagan la prueba. iGod estará gustoso de responderles. Y si dudan de la veracidad de sus respuestas, tan solo hagan la prueba tecleándole: "Who is Marilyn Manson?". El Señor ha hablado.)
Leer Completo ...

1 may. 2007

Lo que odio de las bodas


De los eventos a los que más me disgusta ir, son aquellos en donde debo tolerar una masiva visión de hipocresía y falsa simpatía. Y no hay mejor ejemplo de ello que una boda (o un funeral, en ciertos casos)de alguien de la familia. Adentrémonos a los hechos:

1) En una boda, la gente lleva lo que en la nebulosa que tienen como mente creen que es elegante y les hace ver bien. No obstante, ya puedes aventurarte a predecir qué encontrarás entre los invitados: no falta el pendejo novedoso que quiso ir con un traje blanco, incluso siendo prieto. O el par de viejas que llevan el mismo vestido (A veces son hermanas, o madre e hija). Uno debe resignarse e ir con la mejor apariencia posible, sin evitar preguntarse por qué rayos ponerse ropa incómoda fuera del horario de trabajo para ir a un evento en el que no quisieras estar.

2) Otro personaje que regularmente hace su aparición es El(La) Bailador(a). Cree que por su gusto de plebeyo poco fino de bailar música que es mierda, ya todos quedamos obligados a hacer lo mismo. Generalmente puedes dedicarle una mirada cuando esté en la pista de baile y divertirte ante el hecho de que su ridículo incluso está siendo grabado para la posteridad. El único inconveniente es cuando el adefesio se aproxima a ti y te jalonea, aún sabiendo que detestas el baile casi tanto como a él.

3) El pleito de pareja. Ya sea que seas tú quien termina peleando con tu acompañante justo en la fiesta, o que sean terceras personas quienes lo hagan, es sumamente incómodo. Aparte del hecho de aguantar desconsideraciones de alguien más, terminas perdiendo tu justo derecho de ser el único con cara larga en el evento. En éstos días, ya ni el amargado puede conservar su identidad como tal sin que venga un copycat a querérsela robar.

4) El(La) Simpatías. Dioses del inframundo, cómo he puesto a prueba mi paciencia con éstos especímenes en particular. Éste se la pasa haciendo bromas como si lo hubieran contratado para hacerlo. Lo cual estaría perfecto, si dichas bromas tuvieran algo de gracia. Normalmente sus 'ocurrencias' no harían reír ni a una hiena.

5) El(La) Metiche. Generalmente son señoras ya de mayor edad. Como ya no pueden ni mantener una conversación con el cadáver animado que tienen por marido, se aproximan a uno cuando más relajado está en su asiento. De ahí, la conversación es más o menos como ésto:

- ¡¡Mijito Alexito!!
- Eh... ¡Hola! Qué tal...
- ¿Y tú no estás bailando?
- (Fíjese que sí, sólo que ahorita estoy proyectando mi cuerpo astral y él está bailando por mí) No, yo no, no me gusta.
- Oye, ¿y por qué vienes solo? ¿Ya no andas con aquella muchachita? ¿Cómo se llamaba...? (y te nombra a una ex de hace unos 4 años)

Si no se acuerda del nombre, ¿QUÉ CARAJOS le importa con quién anda uno o no? Luego tienes que presentarle a tu pareja actual, o hablarle de ella, lo cual es un desperdicio de tiempo ya que se va a olvidar de ella también a los 10 minutos. Ni hablar. Por fortuna, no es seguido que tenga que acudir a una boda. No me llama la atención ir a ver gente que normalmente no se ocupa de saber de mí, y quienes a su vez no ocupan ni segundos de mi pensamiento. Gracias, pero no gracias.
Leer Completo ...